Rompecabezas y puzzles para niños

Los rompecabezas forman parte del entretenimiento de generaciones y generaciones. Lo hemos jugado cuando pequeños y también nuestros hijos, padres, tutores, abuelos y abuelas. Hoy en día, hay una amplia variedad de juguetes de este estilo por lo que los pequeños y no tan pequeños pueden armar acertijos tradicionales y también modernos, como puzzles magnéticos, cúbicos, en forma de tornillos, hechos de espuma, sensoriales, con asas y mucho más.

Descubre los beneficios que trae pasar tiempo jugando con los puzzles y cómo animar a tu hijo a jugar este juego atemporal.

Edad

Precio

Price: 0 - 670
  • Oferta

    4 en raya manzanas madera Ingela P. Arrhenius

    29,95 
    Añadir al carrito
  • Oferta

    Animales magnéticos jungla Ingela P. Arrhenius

    24,95 
    Añadir al carrito
  • Oferta

    Vehículos magnéticos Ingela P. Arrhenius

    24,95 
    Añadir al carrito
  • Oferta

    Diábolo

    12,95 
    Añadir al carrito
  • Oferta

    Pequeño juego de dominó

    11,95 
    Añadir al carrito
  • Oferta

    Pavo real juego de cartas

    7,95 
    Añadir al carrito
  • Oferta

    Mis juegos de madera: Formas y Animales

    9,95 
    Añadir al carrito
  • Oferta

    Mis primeras joyas: Colgante de la suerte

    8,95 
    Añadir al carrito
  • Oferta

    Juego de cartas 1,2,3 Animales

    7,95 
    Añadir al carrito
  • Oferta

    20 tarjetas Juegos de animales

    5,95 
    Añadir al carrito
  • Oferta

    Puzzle animales del mundo

    24,95 
    Añadir al carrito
  • Oferta

    Mis preciosas joyas de cuentas de rocalla

    19,95 
    Añadir al carrito

¿Qué tener en cuenta al elegir puzzles y rompecabezas para niños?

Los puzzles correctamente seleccionados son una fuente de diversión satisfactoria y de desarrollo. Sin embargo, si elegimos un juego que no sea adecuado, puede resultarle demasiado difícil y causarle aburrimiento o incluso frustración. A continuación, te mostramos algunos consejos sobre cómo optar por el mejor rompecabezas con respecto a las habilidades y el desarrollo de tu niño.

A la hora de escoger puzzles orientados para niños, lo más importante para tener en cuenta es: 

  • la edad del niño – Los niños pequeños no van a poder resolver puzzles grandes, de gran complejidad y que estén dirigidos a adultos. Por tanto, tienes que buscar rompecabezas más pequeños, que contengan varias docenas o un número no muy elevado de elementos. Por lo que te recomendamos, escoger productos enfocados directamente a los niños. No tiene sentido comprar puzzles demasiado difíciles, ya que solo conseguirás desanimar al niño.

  • material – Para los niños más pequeños hay rompecabezas de espuma o madera mucho mejores que los de cartón. Debes recordar que los niños aprenden acerca del mundo a través de sus sentidos, que incluyen el sentido del gusto. Además, los puzzles de cartón no podrán resistir ser succionados y mordidos por mucho tiempo. 

  • seguridad – Los rompecabezas para niños deben estar hechos de materiales seguros con los certificados de seguridad apropiados. Los puzzles de madera ecológicos, sin sustancias tóxicas y de mal olor son una excelente opción si nos preocupamos por la seguridad del niño. Recuerda también el tamaño de las partes individuales del rompecabezas, para que los niños más pequeños tengan más facilidad a la hora de agarrar y encajar las piezas del rompecabezas.

 


¿Cuáles son los beneficios de hacer puzzles para niños?

Jugar con puzzles es un buen método para el entrenamiento de habilidades manuales, percepción visual, habilidades cognitivas responsables de la organización y estrategia del proceso de apilamiento. Los puzzles desarrollan la paciencia y la perseverancia. Además, tu hijo sentirá satisfacción al completar la imagen y lo verá como un precio. También, realizar puzzles puede ser una actividad independiente, así como un gran entretenimiento en un grupo de amigos o en un círculo familiar. Sin duda, los rompecabezas pueden considerarse como juguetes educativos con bastantes beneficios:

  • Desarrollan imaginación espacial, que es bastante baja en las primeras etapas de la vida.

  • Mejoran las habilidades motoras.

  • Los rompecabezas también desarrollan paciencia, paz, concentración y autocontrol. Esto será útil no solo para niños, sino también para adultos.

  • Los puzzles son una gran oportunidad para pasar tiempo juntos con toda la familia. Esto ciertamente fortalece las relaciones y enseña la comunicación interpersonal. Además, así tu hijo se acostumbra a jugar en equipo y aprenderá a llevar una buena convivencia entre su círculo de amigos y familiar.  

 


¿Cómo evaluar el grado de dificultad de los puzzles infantiles?

El nivel de dificultad de los puzzles está principalmente influenciado por factores como:

  • cantidad de elementos

  • tamaños de elementos

  • grado de detalle de la imagen y diversidad de colores

  • la experiencia del niño en la organización de rompecabezas

  • mano de obra (grosor del cartón, susceptibilidad a doblar y torcer elementos, precisión de corte)

  • Otras características que pueden ayudar en la organización: contornos de imagen, formas de elementos, etc.

Para adecuar el nivel de dificultad del rompecabezas a las habilidades del niño, podemos regirnos por los marcos rígidos, pero no solo en ellos ya que, aunque a menudo funcionan, tienen un cierto margen de error. Por tanto, es importante que prestemos atención a las predisposiciones individuales cada niño, puesto que hay peques que tienen habilidades para movimientos precisos, habilidades de enfoque y pensamiento lógico mucho más rápidos que compañeros de su misma edad.

 


¿Desde qué edad podemos comprar puzzles a los niños?

Conociendo las ventajas que tienen los puzzles, surge la pregunta: ¿cuándo es el buen momento para comenzar a jugar con los ellos? Los rompecabezas pueden ser jugados incluso por un niño pequeño. Ya entre los 12 y 24 meses de edad, puedes proponerle puzzles de dos a tres piezas. Los niños mayores que cumplen un año pueden probar suerte con 4 y 5 elementos. Si observas que tiene dificultades a la hora de completar la imagen, primero ayúdale y enséñale a hacerlo, luego desármalo y deja que lo intente de nuevo.

 


¿Qué tipo de puzzles serán adecuado para un niño de 3 años?

A esa edad, aún no tienen suficientemente desarrollada la imaginación espacial para poder resolver acertijos compuestos de muchos elementos y de gran dificultad. Por ello, tenemos que buscar productos dirigidos específicamente para ellos para que el de grado de complejidad no sea demasiado alto. 

Para acertar en tu compra, te recomendamos los puzzles de espuma, ya que son muy populares entre los peques. Además, son agradables, fáciles de limpiar, suaves al tacto y más grandes que los tradicionales. Por lo general, representan animales, imágenes coloridas, personajes, dibujos animados favoritos y se pueden combinar con figuras espaciales.

También, se pueden colocar en el suelo. De modo que, pueden convertirse en una alfombra muy agradable en la que tu hijo pueda jugar con otros juguetes.

Aunque a los chiquitines de 3 años les encantan los puzzles grandes de varios elementos, ningún niño de esa edad podrá sobrellevarlo solo, así que necesitará de la asistencia de los padres para poder terminarlo. También una buena opción, serán los puzzles de madera, a partir de los cuales pueden crear animales, automóviles o cualquier otra figura. Estos rompecabezas deben ser grandes y cubiertos de diferentes materiales.

 


¿Qué puzzles elegir para un niño de 4 años?

A diferencia de los niños de 3 años, un niño con 4 años tiene habilidades manuales mucho más desarrolladas para colocar objetos pequeños y realizar movimientos mucho más precisos. Por lo que, se vuelven más exigentes. A esta edad, puede empezar a no interesarse por puzzles de espuma y bloques de madera muy simples, y comenzar a introducir puzzles más exigentes y ligeramente más complicados con hasta 20 y 30 elementos.

 


¿Qué tipo de puzzles serán adecuados para un niño de 6 años?

Las destrezas y habilidades adquiridas a esta edad son muy buenas, de forma que requerirán de puzzles de un grado superior de dificultad. Si tu hijo ha tenido anteriormente experiencias con este tipo de juguetes, podrá optar por rompecabezas aún más difíciles. Normalmente, los niños a esa edad pueden realizar puzzles de hasta 250 piezas.

 


¿Qué tipos de puzzles infantiles existen?

La oferta de puzzles que hay en las tiendas es muy amplia. Por tanto, los niños pueden escoger los que sean más adecuados para ellos. A continuación, presentamos puzzles perfectamente ideales tanto para niñas como para niños.

• puzzles tradicionales

Es sabido que los puzzles tradicionales son un entretenimiento perfecto para niños pequeños y para los niños mayores. Para adecuar los puzzles a las habilidades y necesidades de un niño en particular, tenemos que seleccionar el grado de dificultad, cantidad y tamaño de los elementos para que coincida con la edad. Además, sería excelente si puedes elegir un tema que se adapte a sus gustos y preferencias.

• puzzles magnéticos

Estos puzzles están hechos de tableros de metales especiales, por lo que los elementos individuales no se podrán caer ni perder. Esto les permite apilarse incluso verticalmente. A los niños les resultan muy curiosos ya que muchos se preguntan como las piezas se repelan y se atraen a la vez. Además, son ideales para llevarlos mientras viajas, ya que al ser de metales especiales no se le perderán. Otra gran ventaja es que se pueden pegar, por ejemplo, a la nevera.

• puzzles de espuma

Estos juguetes funcionan muy bien como rompecabezas para los niños más pequeños. Los juegos con elementos de grandes dimensiones pueden ser realizados con éxito por niños mayores de 6 meses. Hasta la edad de dos años los puzzles de dos piezas serán perfectos. Debido a su material, también pueden ser aplastados, mordidos, etc.

A menudo los padres se refieren a ellos como el juguete perfecto, porque pueden colocarse en la bañera y también lavarse rápidamente en la ducha.

• puzzles con asas

Los niños de dos a tres años también disfrutarán jugando con rompecabezas con asas. El mango adjunto en cada pieza será de gran ayuda para ellos y les ayudará a comenzar en el mundo de los puzzles.

• puzzles sensoriales

Los rompecabezas sensoriales como los puzzles de espuma, funcionan muy bien para los más pequeños. Estos juguetes pueden producir sonidos, cambiar de colores, tener diferentes texturas ayudando así desarrollar sus habilidades sensoriales. Por ello, son tan populares entre los padres conscientes.

• puzzles cúbicos

Los puzzles de cubos también son rompecabezas que, dependiendo del conjunto seleccionado, serán excelentes para niños pequeños o más mayores. Para niños de 2 años, por ejemplo, puedes elegir un puzzle que conste de 2 elementos, y para niños de 4 años de 9 partes. Cada uno de los bloques de todas las paredes tiene fragmentos de imágenes: la tarea del niño es unirlas de tal manera que se cree una imagen específica.

• puzzles 3D y 4D

Este tipo puzzles generalmente lo juegan los niños mayores. Gracias a ellos, chicos y chicas pueden crear modelos espaciales, por ejemplo, edificios de fama mundial como torre Eiffel, animales, vehículos, etc. Sin embargo, hay que tener en cuenta que son complicados, ya que generalmente tienen muchos elementos y su disposición requiere tiempo y paciencia. Otro tipo de puzzles son los esféricos cuyos modelos tienen la forma de una bola.

• puzzles de madera

Los puzzles de madera pueden entretener a los niños desde una edad temprana. Son seguros, ecológicos y la mayoría están diseñados para que permanezcan durante el crecimiento del niño por lo que son muy duraderos. Al principio, un niño de uno a dos años observa dibujos coloridos que son descritos y mostrados por los padres. También aprende poco a poco los nombres de los objetos o fenómenos. A medida que se dominan las nuevas habilidades, el niño comenzará a tratar de organizar y unir elementos. Unos excelentes acertijos de madera con los que los niños disfrutarán jugando son los puzzles numéricos.